Presentación   Glosario   Textos   Autores   Índices   Noticias   Colaborar   S O S   Otros   Mapa Web  
.
 

UNOS AZULEJOS HOLANDESES EN EL PUERTO DE SANTA MARÍA (CÁDIZ)

LOS AZULEJOS  DEL ANTIGUO TESTAMENTO
ALFREDO GARCÍA PORTILLO
 

Mi agradecimiento a Wilhelm Joliet.

 

La cerámica holandesa fue durante mucho tiempo de tipo poroso y mate, es decir no sufría proceso alguno de vitrificación, o por decirlo de otra forma no se llegaba a fundir el cuarzo con la arena, de hecho muchos azulejos de los que se encuentran en El Puerto de Santa María, muestran tal tipología.

La evolución de este tipo de cerámica pasó por la comprensión del secreto de la fabricación del azulejo y su posterior vitrificado, creando un material mucho más duro y a la vez impermeable, para lo que se hizo necesario un perfeccionamiento de los hornos de forma que estos alcanzaran una mayor temperatura.

En principio se trataba de forma artesanal de conseguir una galleta (ver diccionario) y eliminar el exceso de agua, luego y durante un día se mantenía en un horno a temperaturas cercanas a los 1.200 º centígrados, quedando así preparada la superficie para ser decorada, a continuación se bañaba la pieza en una solución que le daba el color del fondo, blanco en este tipo de azulejería.

El siguiente paso lo daban los pintores de azulejos, que con pinceles muy finos realizados a mano y utilizando pigmentos tales como el óxido de cobalto o el manganeso, realizaban las figuras con mayor o menor pericia, según su destreza.

La pieza era seguidamente sumergida en un barniz blanco y sometida a una nueva cocción que provocaba que éste se derritiese quedando una capa traslúcida sobre el dibujo. El proceso había concluido y con él, el azulejo había adquirido un color azul característico, si bien no es el único en dicha azulejería.

En el Museo Arqueológico Municipal de El Puerto de Santa María, existen dos colecciones de azulejos holandeses, una fabricada en Rotterdam y otra en Utrech, ambas del siglo XVII , proceden del Monasterio de la Victoria, un templo hoy declarado B.I.C, que fue comenzado a construir en 1504 y que a través de su historia a tenido múltiples usos, que van desde seminario y noviciado hasta centro penitenciario, pasando por hospicio y hospital.

Las dos colecciones allí existentes constan en total de 69 piezas, la colección que identificaremos como “Colección A” consta de un total de 43 piezas, de las cuales 18 han sido contextualizadas en el Antiguo Testamento y 25 en el Nuevo Testamento. Se trata de piezas que han sido vitrificadas, es decir con su capa de esmalte y con el color azul característico. Las imágenes se circunscriben en un doble círculo azul y pueden observarse los daños típicos de roturas que se han producido al ser desprendidas de su anterior emplazamiento, si bien se ha restaurado el azulejo, sin tocar el dibujo. En los cuatro vértices aparecen también los típicos dibujos que sirven para enmarcar las escenas.

De las dieciocho piezas existentes, algunas no han sido contextualizadas por lo que intentaremos a lo largo de este artículo razonar nuestra propuesta de contextualización. Otras de las piezas que integran la colección (la 1 y la 5), sin llegar a ser iguales, son muy parecidas a las estudiadas en el castillo de Wachau en Sajonia por el gran especialista y ceramólogo, Wilhelm Joliet en "Rotterdamer Bibelfliesen im Barockschloss Wachau / Sachsen".(1)

Otros azulejos también similares en composición han sido tratados por el citado autor en "Niederlándische Bibelfliesen in der küche der Amalienburg und ihre graphischen Vorlagen", publicación llevada a cabo en la revista Keramos nº 206 de Octubre de 2009.

Algunos de estos azulejos se basan en los grabados de Pieter H. Schut, realizados en el año 1659, por lo que puede precisarse aun más la fecha de realización de los mismos y se ha tomado de "Toneel ofte Vertooch der Bybelsche Historien cierlick in´t koper gemaeckt door Pieter H. Schut ende in druck vitgegeven door Nicolaes Visscher, tot Amsteldam anno 1659".
 

Portada de la obra citada con los grabados de Pieter H. Schut
 

Al analizar las piezas procuraremos buscar sus antecedentes u orígenes en el arte y seguiremos la numeración que actualmente (Abril de 2009), tienen en el Museo.


CATÁLOGO DE LAS PIEZAS
 

1 .-  Adán y Eva – El Pecado Original:
 

El azulejo tiene su fuente en el libro del Génesis y muestra a Adán y Eva, junto al Árbol de la Ciencia del Bien y del Mal y enroscada sobre él a la serpiente tentadora, justo antes del Pecado Original.

Génesis 3 "1 Pero la serpiente, la más astuta de cuantas bestias del campo hiciera Yahvé Dios, dijo a la mujer: "¿Conque os ha mandado Dios que no comáis de los árboles todos del paraíso?" 2 Y respondió la mujer a la serpiente: "Del fruto de los árboles del paraíso comemos, 3 pero del fruto del que está en medio del paraíso nos ha dicho Dios: "No comáis de él, ni lo toquéis siquiera, no vayáis a morir." (2)

Dios les permite hacer lo que deseen en el Paraíso Terrenal, pueden hacerlo todo excepto tomar el fruto del Árbol prohibido. Eva es tentada por el demonio en forma de serpiente y toma el fruto, lo come y se lo ofrece a Adán, éste también lo prueba.

Durante largos años los teólogos discutieron el tipo de árbol del que se trataba, barajando varias posibilidades, un manzano, un naranjo, una vid o una higuera (3), de hecho en algunas imágenes aparecen nuestros primeros padres (Protoplastos), representados tapando su desnudez con hojas de higuera. Según la vegetación del país en el que vivían los artistas pintaron o esculpieron una higuera o un naranjo (bizantinos e italianos), un manzano (franceses) o bien un racimo de uvas.

Desde el siglo III, se encuentra en la decoración de la catacumba de San Genaro en Nápoles una imagen de Adán y Eva sorprendidos en su vergüenza. (4)
 

2.- Adán y Eva. La expulsión del Paraíso Terrenal. 
 

Esta pieza también tiene su fuente en el libro del Génesis (Gen.: 3: 22-24) y muestra a Adán y Eva en el momento en que son expulsados del Paraíso Terrenal:

"22 Díjose Yavé Dios: He ahí al hombre hecho como uno de nosotros, conocedor del bien y del mal; que no vaya ahora a tender su mano al árbol de la vida, y comiendo de él viva para siempre". 23 Y le arrojó Yavé Dios del jardín de Edén, a labrar la tierra de que había sido tomado. 24 Expulsó al hombre y puso delante del jardín de Edén un querubín, que blandía flameante espada, para guardar el camino del árbol de la vida."

Un serafín con espada flamígera, que simboliza al rayo (símbolo de la divinidad) y protege la residencia de la inmortalidad, guarda la entrada al mismo y se encarga de expulsarlos.

Este motivo fue utilizado en los Países Bajos católicos en la decoración de reclinatorios durante el mismo siglo en el que se realiza esta pieza (siglo XVII).(5)

Se dispone de antecedentes en el arte desde el siglo XI, cuando aparece reflejado este motivo en las Puertas de bronce de Hildesheim.
 

Grabado de Pieter H. Schut, de la obra citada, fuente iconográfica de la pieza anterior
 

3.- Abraham e Isaac – El sacrificio de Isaac
 

Abraham se dispone a sacrificar a su hijo Isaac, que aparece con los ojos vendados como un condenado a muerte, sobre una roca, que luego resultaría emplazada en el lugar del templo de Salomón, en el momento en que un ángel le impide que lleve a cabo la inmolación. 

Las referencias a la escena representada la encontramos en el capítulo 22 del libro del Génesis."1Después de todo esto, quiso probar Dios a Abraham, y, llamándole, dijo: "¡Abraham!" Y éste contestó: "Heme aquí." 2Y le dijo Dios: "Anda, toma a tu hijo, a tu unigénito, a quien tanto amas, a Isaac, y ve a la tierra de Moriah y ofrécemelo allí en holocausto sobre uno de los montes que yo te indicaré." 3Se levantó, pues, Abraham de mañana, aparejó su asno y, tomando consigo dos mozos y a Isaac, su hijo, partió la leña para el holocausto y se puso en camino para el lugar que le había dicho Dios. 4Al tercer día alzó Abraham sus ojos, y vio de lejos el lugar. 5Dijo a sus dos mozos:" Quedaos aquí con el asno; yo y el niño iremos hasta allí, y, después de haber adorado, volveremos a vosotros." 6Y tomando Abraham la leña para el holocausto, se la cargó a Isaac, su hijo; tomó él en su mano el fuego y el cuchillo, y siguieron ambos juntos. 7Dijo Isaac a Abraham: "Padre mío" "¿Qué quieres, hijo mío?," le contestó. Y él dijo: "Aquí llevamos el fuego y la leña; pero la res para el holocausto, ¿dónde está?" 8Y Abraham le contestó: "Dios se proveerá de res para el holocausto, hijo mío"; y siguieron juntos los dos. 9Llegados al lugar que le dijo Dios, alzó Abraham el altar y dispuso sobre él la leña, ató a su hijo y le puso sobre el altar, encima de la leña. 10Agarró el cuchillo y tendió luego su brazo para degollar a su hijo. 11Pero le gritó desde los cielos el ángel de Yahvé, diciéndole: "¡Abraham, Abraham!" Y éste contestó: "Heme aquí." 12"No extiendas tu brazo sobre el niño — le dijo — y no le hagas nada, porque ahora he visto que en verdad temes a Dios, pues por mí no has perdonado a tu hijo, a tu unigénito." 13Alzó Abraham los ojos, y vio tras sí un carnero enredado por los cuernos en la espesura, y cogió el carnero y lo ofreció en holocausto en vez de su hijo. 14Llamó Abraham a aquel lugar "Yahvé-yire" — Yahvé ve; por lo que todavía se dice: "En el monte de Yahvé se proveerá." 15Llamó el ángel de Yahvé a Abraham por segunda vez desde los cielos, 16y le dijo: "Por mí mismo juro, palabra de Yahvé, que por haber tú hecho cosa tal, de no perdonar a tu hijo, a tu unigénito, 17te bendeciré largamente, y multiplicaré grandemente tu descendencia, como las estrellas del cielo o como las arenas de la orilla del mar, y se adueñará tu descendencia de las puertas de tus enemigos, 18y la bendecirán todos los pueblos de la tierra, por haberme tú obedecido." 19Volvióse Abraham a los mozos, y, levantándose, fueron juntos a Bersabé, y habitó Abraham en Bersabé."

Dentro del ciclo de grandes mitos desarrollados a la luz de las historias bíblicas, la ciudad de Constantinopla se jactaba de poseer uno de los cuernos del carnero que sustituyó al hijo de Abraham en el altar del sacrificio, cuerno que según una tradición conjuntamente con la trompeta utilizada en la toma de Jericó, anunciaría la Segunda Venida del Mesías. (5)

Los primeros antecedentes de tipo artístico de esta historia los encontramos en un fresco de la sinagoga de Doura Europos y datan del siglo III. D.C.
 

4.- Jacob – Lucha de Jacob con el Ángel
 

Se toma como referencia el libro del Génesis (Gen: 32: 25-33) y más concretamente el versículo 26, en el que se indica como Jacob es tocado en la articulación del muslo quedando esta dislocada. Es precisamente esta la razón por la que los judíos, no comen el tendón de la articulación del muslo.

"25Quedóse Jacob solo, y hasta rayar la aurora estuvo luchando con él un hombre, el cual, 26viendo que no le podía, le dio un golpe en la articulación del muslo, y se relajó el tendón del muslo de Jacob luchando con él. 27El hombre dijo a Jacob: "Déjame ya que me vaya, que sale la aurora." Pero Jacob respondió: "No te dejaré ir si no me bendices." 28El le preguntó: "¿Cuál es tu nombre?" "Jacob," contestó éste. 29 Y él le dijo: "No te llamarás ya en adelante Jacob, sino Israel, pues has luchado con Dios y con hombres y has vencido." 30Rogóle Jacob: "Dame, por favor, a conocer tu nombre"; pero él le contestó: "¿Para qué preguntas por mi nombre?"; y le bendijo allí. 31Jacob llamó a aquel lugar Peniel, pues dijo: "He visto a Dios cara a cara y ha quedado a salvo mi vida." 32Salía el sol cuando pasó de Panuel, e iba cojeando del muslo. 33Por eso los hijos de Israel no comen, todavía hoy, el tendón femoral de la articulación del muslo, por haber sido herido en él Jacob."
 

Grabado de Pieter H. Schut, de la obra citada, fuente iconográfica de la pieza anterior
 

La escena es ya representada en una lipsanoteca (recipiente con tapa utilizado para contener pequeñas reliquias), en Brescia, que data del siglo V, si bien en este caso es el propio Yavé quien lucha con Jacob ( el Génesis pone en boca de Jacob “He visto a Dios cara a cara y he quedado con vida”), más tarde por lo escabroso de la escena, Dios es sustituido por un ángel y así podemos contemplarlo en el siglo VIII en un fresco que se encuentra en Santa María la Antigua en Roma.
 

5.- Elías – El profeta Elías es alimentado por unos cuervos
 

Esta cuestión cuya fuente la encontramos en el libro de los Reyes (Reyes, 17: 1-7), aparece ya tratada desde el siglo XIII (fresco en la iglesia serbia del monasterio de Maraca), concretamente desde 1252.

"17:1 Elías el tisbita, de Tisbé en Galaad, dijo a Ajab: "¡Por la vida del Señor, el Dios de Israel, a quien yo sirvo, no habrá estos años rocío ni lluvia, a menos que yo lo diga!" 2 La palabra del Señor le llegó en estos términos: 3 "Vete de aquí; encamínate hacia el Oriente y escóndete junto al torrente Querit, que está al este del Jordán. 4 Beberás del torrente, y yo he mandado a los cuervos que te provean allí de alimento". 5 Él partió y obró según la palabra del Señor: fue a establecerse junto al torrente Querit, que está al este del Jordán. 6 Los cuervos le traían pan por la mañana y carne por la tarde, y él bebía del torrente."

Según esta historia, el profeta Elías recibe la orden de Dios de marchar cerca de un torrente ante la proximidad de un periodo largo de sequía. Una vez allí dos cuervos le llevan comida a diario, por la mañana y por la tarde. No es la única vez que el profeta es alimentado de forma milagrosa, con posterioridad y según se refleja en el capítulo 19 del libro de los Reyes, en un momento de desesperación y mientras duerme un ángel lo reconforta con un pan y agua.
 

6.- Sansón – Sansón abre las fauces de un león.
 

El azulejo se encuentra desaparecido en su mitad superior.

Pertenece al que podríamos llamar ciclo de las hazañas de Sansón, se trata de la primera de ellas y tiene su referencia en el libro de los Jueces (Jueces, 14-1-9). 

Mientras Sansón va por el campo se encuentra con un león no adulto que se enfrenta con él. Sansón está desarmado y con sus manos le abre las fauces y lo desgarra. 

El episodio ha sido relacionado con el mito de Mithra.

Ya en el siglo XII encontramos representaciones de este caso en distintos capitales en Francia (Autun y Vézelay) y en España (Iglesia de San Isidoro de León), así como en distintos lugares de Alemania y Austria, Suiza e incluso Suecia. En los Países Bajos hay una representación de esta escena en el tímpano de la portada de Santa Gertrudis de Nivelles. (7)
 

7.- Ruth – Ruth y Booz
 

Esta pieza que en principio pensamos se trataba de Sansón yace con Dalila, hemos podido constatar que se trata de Ruth y Boas y tiene su fuente en el libro de Ruth 3,7.

"7 Booz comió y bebió, y se puso alegre. Luego fue a acostarse junto a la parva de cebada. Ella fue sigilosamente, le destapó los pies y se acostó. 8 A eso de la media noche, el hombre se despertó sobresaltado, y al incorporarse, vio que había una mujer acostada a sus pies. 9 "Y tú, ¿quién eres?", le preguntó. "Soy Rut, tu servidora, respondió ella; extiende tu manta sobre tu servidora, porque a ti te toca responder por mí".
 

Grabado de Pieter H. Schut, de la obra citada, fuente iconográfica de la pieza anterior
 

8.- La hija de Jefté
 

Este azulejo encuentra su fuente en el libro de los Jueces (Jueces, 11: 34,35):

29El espíritu de Yahvé fue sobre Jefté, y, pasando por Ga-laad y Manases, llegó hasta Masfa de Galaad, y de Masfa de Galaad pasó a retaguardia de los hijos de Amón. 30 Jefté hizo voto a Yahvé, diciendo: "Si pones en mis manos a los hijos de Amón, 31 el que a mi vuelta, cuando venga yo en paz de vencerlos, salga de la puerta de mi casa a mi encuentro, será de Yahvé y se lo ofreceré en holocausto." 32Avanzó Jefté contra los hijos de Amón y se los dio Yahvé en sus manos, 33batiéndolos desde Aroer hasta según se va a Menit, veinte ciudades, y hasta Abel Queramim. Fue una gran derrota, y los hijos de Amón quedaron humillados ante los hijos de Israel. 34Al volver Jefté a Masfa, salió a recibirle su hija con tímpanos y danzas. Era su hija única; no tenía más hijos ni hijas. 35 Al verla rasgó él sus vestiduras y dijo: "¡Ah, hija mía, me has abatido del todo, y tú misma te has abatido al mismo tiempo! He abierto mi boca a Yahvé sobre ti y no puedo volverme atrás." 36 Ella le dijo: "Padre mío, si has abierto tu boca a Yahvé, haz conmigo lo que de tu boca salió, pues te ha vengado Yahvé de tus enemigos, los hijos de Amón." 37Y añadió: "Hazme esta gracia: déjame que por dos meses vaya con mis compañeras por les montes, llorando mi virginidad." 38"Ve," le contestó él, y ella se fue por los montes con sus compañeras y lloró por dos meses su virginidad. 39Pasados los dos meses, volvió a su casa y él cumplió en ella el voto que había hecho. No había conocido varón. 40De ahí viene la costumbre en Israel de que cada año se reúnan las hijas de Israel para llorar a la hija de Jefté, galadita, por cuatro días.

Jefté, pues es víctima de su promesa y se ve obligado a sacrificar a su propia y única hija. Encontramos representación primitiva en el siglo XII, en un capitel de Santa Magdalena de Vézelay.
 

9.- La muerte de Absalón
 

Este asunto se refleja en el libro segundo de los Reyes (II Reyes, 18): Joab ha vencido a Absalón y éste huye por el bosque, en su precipitada huida a caballo, enreda su gran cabellera en las ramas de un roble y no puede soltarse, Joab que le persigue lo atraviesa en tres ocasiones causándole la muerte.

La historia de Absalón, tercer hijo del rey David es trágica y tiene su fin en los últimos años de su vida. El ciclo completo de la historia de Absalón se inicia cuando la hermana de éste Tamar es violada y abandonada por Amnón, su medio hermano. Absalón invita a Amnón a un banquete y cuando éste ha bebido en exceso lo degüella. David su padre se enoja gravemente, si bien acaba reconciliándose con su hijo. Absalón acabará sublevándose contra su padre y será en la lucha que mantiene contra él en la que sucederá el episodio que nos ocupa.

Existen representaciones de este tema episodio desde el siglo X (Pintura mural en la iglesia de Münster en Suiza).
 

10.- Lot - Lot y sus hijas.
 

Según podemos ver en el grabado inferior se trata de Lot y sus hijas. La fuente puede encontrarse en Génesis 19,30,"Lot salió de Soar y subió a la montaña, donde se estableció con sus dos hijas, porque tuvo miedo de quedarse en Soar. Allí se instaló con ellas en una caverna". Al fijarnos con detalle y junto a la parte deteriorada del azulejo podemos ver a la ciudad de Sodoma en llamas. Al estar dañado el azulejo no podemos apreciar el detalle que si se ve en el grabado de la mujer de Lot convertida en estatua de sal.
 

Grabado de Pieter H. Schut, de la obra citada, fuente iconográfica de la pieza anterior
 

11.- Tobías y el ángel Rafael.
 

Tobías captura un pez en el Tigris, este tema ha sido llamado también "la pesca milagrosa de Tobías".  Tiene su fuente en el libro de Tobías.

Mientras Tobías (Tobit), se lava los pies en el Tigris aparece un lucio gigantesco que pretende morderle. ayudado por el ángel Rafael, que luego toma como uno de sus atributos en la iconografía el pez, lo pesca, lo sala, lo asa y le sirve de alimento, pero conservará la hiel del pescado, que luego le servirá para devolver la vista a su padre.

En el siglo XIII y en una arquivolta de la catedral de Chartres encontramos una pronta representación de este asunto.
 

12.- Escena del Nuevo Testamento: Un ángel enseña vacío el sepulcro del Señor
 

No consideramos este episodio Ante Legem, creyendo que éste se ha deslizado en su emplazamiento original entre los azulejos del A.T. ya que representa el momento en que un ángel del Señor indica que Cristo ha resucitado.
 

Grabado de Pieter H. Schut, de la obra citada, fuente iconográfica de la pieza anterior
 

13.- Lapidación de los dos viejos
 

En realidad esta pieza es pareja de la 16 (Susana en el baño) y representa la lapidación de los dos viejos tras el juicio de Daniel.

Tras la acusación de adulterio por los dos viejos (ver pieza 16), tiene lugar el juicio de Daniel y los dos ancianos son convictos de falso testimonio por lo que son condenados a la misma suerte que le esperaba a Susana, la lapidación. Tal y como se refleja en Daniel 13 : 60, los dos atados espalda contra espalda a un poste son lapidados.

Ya en el siglo XVI, encontramos antecedentes de este asunto en Altdorfer (hoy en la pinacoteca de Munich).
 

Grabado de Pieter H. Schut, de la obra citada, fuente iconográfica de la pieza anterior
 

14.- Elías humillado por unos muchachos
 

En el libro 2 de los Reyes 2: 23-24 se encuentra la fuente de este azulejo: "Según iba por la pendiente, salieron de la ciudad unos muchachos y se burlaban de él diciéndole: ¡sube calvo, sube calvo!, volviose el a mirarlos y los maldijo en nombre de Yavé".
 

v15.- Noé borracho
 

 Obsérvese la posición de las figuras y sus rostros. Grabado de Pieter H. Schut, de la obra citada.
 

Tiene su fuente en el libro del Génesis (Génesis, 9 : 21,24): Noé bebe en exceso el fruto de la viña, tras cosechar la uva que plantó. Noé duerme en su tienda desnudo, su hijo Cam lo descubre y se mofa de él, luego llama a sus hermanos Sem y Jafet quienes intentan no ver la desnudez de su padre y taparle.

Cam será maldecido por su padre, al tiempo que bendecirá a sus otros hijos.

Existen ya en el siglo VI representaciones en el Génesis de Viena.
 

16.- Susana en el baño
 

Susana recibe proposiciones deshonestas de dos viejos lujuriosos que han entrado en el jardín donde ésta se baña. La mujer, casada con un rico hacendado de nombre Joaquín, grita desaforadamente y los pone en fuga, pero los ancianos urden un plan y la denuncian: la acusan de haber sido vista fornicando con un joven bajo un árbol, lo que en aquella época suponía la pena de muerte para ella por el crimen de adulterio.

La historia se conoce por una interpolación apócrifa en el libro de Daniel y tiene ya representaciones en el siglo II en un fresco de la Greca Cappella de la catacumba de Priscila. La escena pasó a ser desde el siglo XVI un tema erótico tratado por numerosos pintores como Bassano, Veronés, Tintoretto...
 

Grabado de Pieter H. Schut, de la obra citada, fuente iconográfica de la pieza anterior
 

17.- Agar e Ismael son echados de la casa de Abraham
 

En el capítulo 21 del Génesis se cuenta esta historia. Una vez que Isaac el hijo de Abraham fue destetado, vio Sara como el hijo que Agar la esclava de origen egipcio le había dado a su marido, se burlaba de Isaac. Sara le pide a Abraham que los expulse de la casa y éste en principio se resiste, pero escucha la voz de Dios que le dice: "No te parezca grave a causa del muchacho y de tu sierva; en todo lo que te dijere Sara, oye su voz, porque en Isaac te será llamada descendencia. Y también del hijo de la sierva haré una nación, porque es tu descendiente.". Abraham los expulsa de su casa y Agar anda errante por el desierto de Beerseba.

El libro del Génesis continúa así:"21:15 Y le faltó el agua del odre, y echó al muchacho debajo de un arbusto, 21:16 y se fue y se sentó enfrente, a distancia de un tiro de arco; porque decía: No veré cuando el muchacho muera. Y cuando ella se sentó enfrente, el muchacho alzó su voz y lloró.21:17 Y oyó Dios la voz del muchacho; y el ángel de Dios llamó a Agar desde el cielo, y le dijo: ¿Qué tienes, Agar? No temas; porque Dios ha oído la voz del muchacho en donde está. 21:18 Levántate, alza al muchacho, y sostenlo con tu mano, porque yo haré de él una gran nación."
 

Grabado de Pieter H. Schut, de la obra citada, fuente iconográfica de la pieza anterior
 

18.- La burra de Balaam
 

Este episodio tiene su fuente en el libro de los Números. El rey Balac tiene miedo al ver a los israelitas acampados en sus tierras pues es conocedor de sus victorias. Manda buscar a Balaam, célebre mago y adivino, este se niega por temor a Dios ya que el pueblo israelita está bendecido por él, pero ante la insistencia de Balac, monta en su burra y va hacia el campamento israelita. Por el camino la burra ve a un ángel, pero Balaam no lo ve y golpea furiosamente a la burra por tres veces. La burra acaba hablando a Balaam y éste ve al ángel, Balaam acude entonces junto a Balac y le indica que el pueblo israelita está bendecido por Dios.

La primera aparición en el arte de este asunto la encontramos en un sarcófago del siglo IV, en la Basílica de San Sebastiano en Roma.

 

LA SEGUNDA COLECCIÓN DE PIEZAS DEL ANTIGUO TESTAMENTO. LAS PIEZAS DE UTRECH

Además de estas piezas se conservan otras 16 con alusión también al Antiguo Testamento, en este caso las piezas son porosas y no disponen del vidriado que da vistosidad a las que acabamos de analizar. Numeraremos a las piezas precedidas de la letra b para identificar la colección.

Estas piezas han sido realizadas en Utrech hacia el año 1680, la serie dispone de las medidas 13x13x9 mm

Las dos primeras piezas tienen relación con las estudiadas bajo los dos primeros números y por tanto ya han sido comentadas:
 

b 1 - El pecado original  (Relación con la pieza 1)
 

.

b 2 - La expulsión del Paraíso Terrenal (Relación con la pieza 2)
 

b 3 - Caín mata a su hermano Abel
 

Enmarcada dentro del ciclo de historias del Génesis. (Géneis, 4: 3) Adán y Eva una vez expulsados del Paraíso tiene dos hijos Caín y Abel, el primero era pastor y el segundo agricultor, mientras Abel ofrecía en sacrificio lo mejor de su cosecha, Caín le ofrecía las reses de peor clase. Los sacrificios de Abel le eran satisfactorios a Yavé (Dios), no así los de Caín. En una ocasión éste encendido de envidia e ira toma una quijada de asno y da muerte a su hermano.

Una de las leyendas populares de la Edad Media afirmaba que Caín había matado a su hermano con una rama del árbol de la Ciencia.

En el azulejo podemos apreciar los identificativos de ambos hermanos, en el fondo colocados sobre los altares para realizar los sacrificios, los frutos o el ganado.
 

b 4 - Moisés y las tablas de la Ley (I)
 

b 5 - Moisés y las tablas de la Ley (II)
 

Moisés realiza dos copias de las tablas de la Ley de Dios. Este relato tiene  su fuente en el libro bíblico del Éxodo 20, 1-17.

En el siglo IX ya figuran miniaturas con este asunto en las biblias carolingias de Carlos el Calvo.
 

b 6 - Josué y Caleb con las uvas de la tierra prometida.
 

Según el libro de los Números 13:24, Moisés intenta calmar la impaciencia de los israelitas enviando a dos emisarios, Josué y Caleb, para que traigan alguna muestra de lo que se encuentra en la tierra prometida.

Los emisarios vuelven con un gigantesco racimo de uvas de un tamaño tal que tenían que llevarlo en una pértiga.

Los esmaltadores del Mosa del siglo XII utilizan ya este tema.
 

b 7 - El profeta Elías alimentado por los cuervos (Relación con la pieza número 5)
 

b 8 - El profeta Elías alimentado por los cuervos (Relación con la pieza número 5)
 

b 9  - Sansón abre las fauces de un león. (Relación con la pieza número 6)
 

b 10  - Sansón abre las fauces de un león. (Relación con la pieza número 6)
 

b 11  - Sansón derriba las columnas del templo.
 

Tras la traición de Dalila, que logra arrancarle su secreto y desposeerlo de su fuerza sobrehumana al raparlo, Sansón es capturado y cegado por los filisteos. Durante un tiempo y con objeto de mofarse de él lo encadenan a una gran rueda de molino y lo obligan a hacerla girar, el tiempo pasa y con el objeto de causarle aún mayor daño es llevado al templo de dagón donde es encadenado a sus columnas. Todos los filisteos acuden a realizar un sacrificio, pero no han reparado en que la cabellera de Sansón ha vuelto a crecer. Cuando están reunidos, él haciendo uso de su fuerza descomunal, derriba las columnas del templo y mata a los fillisteos, obteniendo así su última victoria.

El episodio tiene sus fuentes en el libro de los jueces (Jueces 16 : 23).

En el siglo XI figura en el repertorio de bajorrelieves bizantinos.
 

b 12  - Jonás es arrojado a tierra por la ballena.
 

Dios ordenó a Jonás ir a Nínive, pero Jonás intentando no cumplir dicha orden, embarcó clandestinamente en Jope. Cuando el barco zarpa, una violenta tempestad azota la embarcación y la tripulación temerosa de que sea Jonás el causante lo arroja de cabeza por la borda y es tragado por una ballena, permaneciendo en su vientre durante tres días, al cabo de los cuales es devuelto sobre la orilla de una playa.

De este episodio se conservan cerca de sesenta ejemplos en las catacumbas de Calixto, Priscila y Domitila (Siglos II al IV) y en numerosos sarcófagos, siendo uno de los temas paleocristianos.
 

b 13  - La pesca de Tobías. (Relacionado con la pieza número 11)
 

b 14  - David y Goliat.
 

La historia tiene sus fuentes en el capítulo 17 del libro de los Reyes. David responde al reto del campeón de los filisteos, Goliat, un gigante que sorpresivamente será abatido por una piedra que le lanza el joven Davis con una honda.

Este tema se representa desde el siglo III en que se representa en la capilla cristiana de Doura.
 

b 15  - La muerte de Absalón. (Relación con la pieza 9)
 

b 16 - La burra de Balaam. (Relación con la pieza 18)
 

En total hemos presentado dos series de azulejos de Delft del Antiguo Testamento, si bien como hemos indicado en su momento hay dos piezas deslizadas en los mismos que no corresponden a la temporalización indicada y que son las numeradas con el 12 y el 17 de la primera serie.

TODOS ESTOS AZULEJOS PUEDEN CONTEMPLARSE EN EL MUSEO ARQUEOLÓGICO MUNICIPAL DE EL PUERTO DE SANTA MARÍA (CÁDIZ)

 
Notas:

(1) Joliet, Wilhelm. Rotterdamer Bibelfliesen im Barockschloss Wachau / Sachsen. http://www.tegels-uit-rotterdam.com/wachau_deutsch.html . Este título puede encontrarse también bajo el título Information about Rotterdam Bible tiles from the Baroque castle of Wachau in Saxony, en la citada web.

(2) Traducción basada en la Biblia de la B.A.C, realizada por Nácar Colunga. 9ª Edición. Hemos intentado respetar esta edición en todos los lugares del texto en los que se han empleado citas bíblicas".

(3) Reau, Louis. Iconografía del arte cristiano. Iconografía de la Biblia. Antiguo Testamento. Página 109.

(4) Abad Barrilero, María Dolores y Siles Sorribas, María Teresa. Mujeres bíblicas. 2009

(5) Reau, Louis, Op. Cit. página 114.

(6) Reau, Louis, Op. Cit. página 167.

(7)(5) Reau, Louis, Op. Cit. página 167.

 

Alfredo García Portillo. Abril 2009.  c Todos los derechos reservados